circle

El violador de Igualada, sentenciado a 35 años de cárcel

Se considera probado que golpeó varias veces a una menor con un objeto contundente, la agredió sexualmente y la dejó desnuda y semiinconsciente en un callejón

El violador de Igualada, sentenciado a 35 años de cárcel
Daniel Bajo Peña
Daniel Bajo Peña
Lectura estimada: 3 min.

La Audiencia de Barcelona ha condenado a 35 años de cárcel a Brian Raimundo C. por la violación de una menor de 16 años el 1 de noviembre de 2021 en un polígono de Igualada (Barcelona), a la que causó graves lesiones y a la que abandonó semiinconsciente convencido de que la joven acabaría muriendo, según el tribunal.

En su sentencia, la sección décima ha impuesto 20 años de cárcel al procesado por un delito de asesinato en grado de tentativa y 15 años más por uno consumado de agresión sexual, en ambos casos con la agravante de género, así como a pagar una indemnización de 332.727 euros, recoge EFE. El Ministerio Público solicitaba para el ahora condenado 45 años de prisión por asesinato en grado de tentativa y agresión sexual, así como una indemnización de 260.000 euros para la víctima por todas las secuelas físicas y emocionales que ha sufrido y sufre todavía.

La Fiscalía acusaba a Brian Raimundo C., en prisión provisional desde su detención en abril de 2022, de haber violado brutalmente a la menor cuando la joven regresaba sola a casa tras pasar la noche de fiesta con una amiga en la discoteca Epic de Igualada.

Además de la condena de prisión, el tribunal también ha impuesto a Brian Raimundo C. la prohibición de comunicarse y de acercarse a menos de 1.000 metros de la víctima durante los diez años posteriores a la pena de cárcel impuesta.

La sección décima también ha condenado al autor a diez años de libertad vigilada superiores a la pena de cárcel, así como a la prohibición durante 20 años de desarrollar cualquier actividad, profesión, retribuida o no, que suponga contacto con menores.

 

Hechos probados

 

La sentencia, en consonancia con el relato del Ministerio Público, subraya que Brian Raimundo C. siguió a la víctima después de que esta abandonara sola las inmediaciones de la discoteca Epic, situada en un polígono de Igualada.

El tribunal da por probado que el condenado atacó de manera sorpresiva a la joven con un objeto contundente a la altura de un callejón solitario, y la golpeó repetidas veces en la cabeza, pese a saber que con su acción era muy probable que acabaría con su vida.

La víctima cayó al suelo como consecuencia de la agresión, tras lo que Brian Raimundo la introdujo rápidamente en el callejón, en el que "con absoluto desprecio a su condición de mujer y aprovechando su estado de semiinconsciencia" la golpeó en varias partes del cuerpo, según el escrito.

La sala también subraya que tras golpearla, el procesado la agredió sexualmente de forma brutal, utilizando varios miembros corporales, como por ejemplo el puño, así como objetos contundentes y puntiagudos no determinados, "o una combinación de ambos".

"Cuando hubo terminado con la brutal agresión, conocedor de que las bajas temperaturas del lugar y la falta de asistencia médica inmediata que tratara la hemorragia y las graves lesiones que le había infligido acabarían con su vida (...) la dejó tendida en el suelo", destaca la sentencia.

El tribunal destaca que la abandonó "desnuda, semiinconsciente, desangrándose y sin la ropa que la misma vestía y que el procesado se llevó consigo".

Según explica el fallo, las lesiones causadas por la agresión precisaron de "365 días para su curación, de los cuales 332 fueron impeditivos para sus ocupaciones habituales, 30 días de hospitalización y 3 días de estancia en la UCI", que le dejaron múltiples secuelas, tanto físicas como psicológicas.