Santander culmina el cierre de oficinas: 1.128 sucursales clausuradas

Banco Santander culmina la reestructuración de la red con el cierre de otras 211 oficinas en la última oleada de clausuras.

Banco Santander cierra este viernes otras 211 oficinas en el marco de la ejecución del Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que está acometiendo la entidad tras la integración de Banco Popular y que se finalmente implica la clausura de 1.128 sucursales. Esta es la séptima y última oleada de cierres, por lo que se da por finalizado el proceso de reestructuración de la red de oficinas.

 

En la nueva serie de cierres, Santander clausurará 40 oficinas en Andalucía, con lo que la región aglutinará un total de 179 cierres en el marco del ERE; 28 en Madrid, donde las clausuras totales ascienden a 134; 25 más en Cataluña, del total de 154; otras 20 en Comunidad Valenciana, hasta 95; 18 en Castilla y León, hasta 105; 16 en País Vasco, hasta 38, y 13 en Galicia, hasta 130.

 

Asimismo, en la zona de Aragón, Navarra y La Rioja se cerrarán este sábado 11 sucursales, que junto a las ya clausuradas en oleadas anteriores suman 67 cierres. En Canarias se cierran este viernes otras 10 oficinas, de las 26 que contempla el proceso; en Castilla-La Mancha 10 más, de un total de 56 cierres; en Baleares 6, de 45; en Extremadura 5, del total de 35, y en Región de Murcia 3, de 23.

 

Finalmente, el proceso contempla que se cierren otras seis oficinas, repartidas a partes iguales entre Asturias, Cantabria y Melilla. Esta última no se ha visto afectada en oleadas anteriores, pues el ERE solo contemplaba estos dos cierres, mientras que en Asturias y Cantabria se han cerrado un total de 26 y 13 oficinas en los últimos seis meses, respectivamente.

 

A nivel nacional, la entidad bajó la persiana entre mayo y junio a 116 oficinas ubicadas en territorios piloto o con negocio limitado, por lo que oficialmente el plan de cierres se inició después de culminar el proceso de integración tecnológica de las sucursales de Banco Popular en el grupo el pasado mes de julio.

 

Después de sumar los cierres ejecutados y los previstos para este viernes, Banco Santander habrá clausurado 1.128 oficinas. La entidad y los sindicatos firmaron en junio un ERE que contemplaba el cierre de 1.150 oficinas, la extinción de 3.223 puestos de trabajo y prejubilaciones desde los 55 años con entre el 75% y el 80% del sueldo, en función de la edad.

 

Según trasladaron fuentes sindicales a Europa Press, la cifra de 1.150 sucursales se trataba de un máximo, que finalmente no se ha alcanzado, por lo que no habrá más cierres relacionados con este proceso. Desde el banco han asegurado en varias ocasiones que ningún municipio se quedará sin servicios bancarios pese a la reestructuración de la red, ya que la mayoría de cierres tiene lugar en ciudades, al tiempo que se está reforzando la red de agentes y colaboradores.

 

Así, cada oficina que se cierra tiene otra sucursal del grupo a una distancia media de unos 230 metros, por lo que el procedimiento se enmarca en la necesidad de mejorar la eficiencia debido a la duplicidad derivada de la integración de Banco Popular.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: