Personal de información turística de Segovia se forma en cultura y lengua de China para captar visitantes

Los trabajadores de la Empresa Municipal de Turismo, tanto de información turística como de los departamentos que trabajan en la creación y comercialización de productos dirigidos a nuevos segmentos de mercado, participan en un curso en el que aprenden la cultura y la lengua chinas para así comprender mejor al turista y ofrecer un trato más personalizado. 

El pasado mayo Segovia se unió al proyecto 'Chinese Friendly Cities' para atraer al mercado de China, una de las mayores potencias turísticas actuales que, según datos de la Organización Mundial del Turismo, en 2020 será el cuarto emisor de viajeros del mundo, con 100 millones.

China es, además, el cuarto país del mundo que más gasta en turismo exterior, según informan fuentes de la EMT en un comunicado. En los últimos diez años el número de turistas chinos que visitan España ha crecido un 500 por ciento.

Los gustos y necesidades de estos turistas son muy concretos, pues no vienen buscando sol y playa, sino principalmente cultura. Es ahí, señalan las mismas fuentes, donde Segovia "tiene una gran oportunidad por su riqueza patrimonial y su incesante vida cultural".

El curso incluye varias jornadas en las que se profundizará en la cultura de China, la motivación y comportamiento turístico de sus habitantes, criterios de calidad e, incluso, se introducirá a los participantes en el idioma mandarín con el fin de comprender mejor al turista chino y sus necesidades en un destino como Segovia.

El objetivo final es ofrecer un servicio individualizado a este visitante y realizar una mejor comunicación de la oferta turística de la ciudad en el mercado chino.

'Chinese Friendly Cities' es un proyecto que prepara las infraestructuras turísticas en Europa para el turismo del país asiático, una marca que gestiona la empresa Chinese Friendly Internacional, con sede en Sevilla, hoy registrada en 27 países europeos, además de Brasil, India y Estados Unidos.