Más de 41 millones de viajeros han pasado por la Línea de Alta Velocidad Madrid-Segovia-Valladolid en diez años

Un tren Ave

La nueva infraestructura, que se inauguró el 22 de diciembre de 2007 e inició el servicio comercial un día después, conecta dichas ciudades mediante una línea de doble vía en ancho estándar o UIC (1.435 mm).

Más de 41 millones de viajeros han utilizado el tren en los primeros diez años desde el inicio del servicio de la línea de alta velocidad Madrid-Segovia-Valladolid, un hito que se ha saldado con unos índices de fiabilidad y calidad que han permitido a los trenes Ave, Alvia y Avant alcanzar una puntualidad media superior al 99 por ciento.

 

La construcción de esta línea supuso, en su momento, rebajar todos los tiempos de viaje entre el norte peninsular (y especialmente Valladolid y Segovia) con el centro (Madrid) y el este de la península en una hora y media, lo que supuso una "verdadera revolución" en estas comunicaciones, revolución que "benefició especialmente" a los viajes entre Valladolid y Segovia con Madrid, según informa el operador ferroviario a través de un comunicado.

 

La nueva infraestructura, que se inauguró el 22 de diciembre de 2007 e inició el servicio comercial un día después, conecta dichas ciudades mediante una línea de doble vía en ancho estándar o UIC (1.435 mm).

 

Entre las principales ventajas que ha aportado su puesta en servicio destacan la disminución de la distancia de recorrido entre Madrid y Valladolid en 68,5 kilómetros, pasando de los 248 kilómetros a 179,5. También se ha reducido el tiempo de viaje en aproximadamente 90 minutos, de forma que el viaje de Madrid a Segovia dura apenas 30 minutos mientras que el trayecto a Valladolid se realiza en 55 minutos.

 

VOLUMEN DE VIAJEROS

De todos los viajes realizados en esta línea, más de 26,5 corresponden a Servicios Comerciales de Renfe (Ave, Alvia, AV City) y otros 14,5 millones se realizaron en Avant, la alta velocidad de media distancia, que son servicios especialmente utilizados por viajeros recurrentes que se benefician de abonos de transporte que les permiten realizar ese viaje por un precio muy competitivo. Estos viajeros, además, pueden ir y volver en el día, lo que convierte al Avant Madrid-Segovia-Valladolid en un tren que podría considerarse 'cercanías de alta velocidad', continúa el comunicado.

 

El Avant Madrid-Segovia-Valladolid ha crecido a lo largo de estos años de "forma exponencial". De hecho, Renfe espera que cierre el ejercicio de 2017 con un crecimiento del 6% anual y que supere por primera vez los 2 millones de viajeros este año.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: