height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden">

Eugenia Martínez de Irujo rota de dolor tras una repentina pérdida

Eugenia Martínez de Irujo

Eugenia ha vivido la cara más triste y dura del amor hacia los animales.

Eugenia Martínez de Irujo ha demostrado que es una verdadera apasionada del reino animal, llegando a tener bajo su cuidado una auténtica granja formada por cerdos, burros y perros de los cuales presume en redes sociales, compartiendo sus divertidas hazañas. Sin embargo, esta vez Eugenia ha vivido la cara más triste y dura del amor hacia los animales.

 

La hija de la Duquesa de Alba ha compartido en su cuenta de Instagram el triste adiós a Bacón, un cerdo que rescató tras ser abandonado y que muy pronto se convirtió en uno más de la familia, compartiendo su crecimiento con todos sus seguidores. Eugenia se encuentra rota de dolor tal y como ha demostrado en sus redes sociales, donde ha compartido una tierna imagen en la que sale dando un cariñoso beso al animal.

 

"Baconcito, mi niño nos ha dejado. Hoy es un día muy, muy triste para mi... "ha confesado la Duquesa de Montoro demostrando que es una mujer de lo más sensible y que su pasión por los animales va más allá de las redes sociales, una pasión heredada directamente de su madre".