Dos hermanos de origen marroquí expulsados de España por cortar la cara a un hostelero en Boceguillas

La expulsión sustituye así los dos años de prisión que les han sido impuestos.

La Audiencia Provincia de Segovia ha condenado a una expulsión del territorio nacional por un periodo de cinco años a B.C., de 22 años, y A.C., de 26, hermanos, ambos de nacionalidad marroquí, por un delito de lesiones. La expulsión sustituye así los dos años de prisión que les han sido impuestos.

 

El texto de la sentencia refleja que ambos cuentan con antecedentes penales, aunque no computables a efectos de reincidencia. Los hechos se remontan al 4 de octubre de 2015, cuando los dos hermanos se encontraban en un bar de la localidad segoviana de Boceguillas.

 

Ambos se vieron envueltos en una discusión con A.E.A., al exigirles éste el pago de unos cafés, lo que degeneró en una agresión en la que los condenados actuaron de forma "conjunta y simultánea", según la sentencia, junto a otras dos personas que no han sido identificadas.

 

B.C. cortó a la víctima en la cara con trozos "de platos o tazas rotas" y A.C. "le pisó la cara contra el suelo". Como consecuencia, A.E.A. sufrió una herida incisa de quince centímetros en la región facial derecha, otra herida incisa en la región submentoniana y una más en la región parietal derecha, además de contusión costal izquierda.

 

IMPORTANTES SECUELAS ESTÉTICAS

 

Una lesiones que precisaron tratamiento médico de sutura y que tardaron diez días en curar, durante los cuales "estuvo incapacitado" para sus ocupaciones habituales. Igualmente, la sentencia afirma que a la víctima le quedaron secuelas y cicatrices "muy marcadas" en la mejilla derecha, bajo el pelo y en el mentón, con "perjuicio estético moderado".

 

El fallo impone también a los condenados la prohibición de aproximarse a menos de 250 metros de A.E.A. y del lugar de la comisión de los hechos durante cinco años y a indemnizar a la víctima con 600 euros por los días de incapacidad y con 6.729,68 euros por las secuelas.