height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden">

Denuncian a un ganadero por la muerte de 140 ocas por falta de alimentación

Ocas muertas

Eventualmente recibían un aporte de maíz, sin agua potable, bebiendo las aves de una pequeña charca de aguas pluviales apantanadas que no reunía las condiciones higiénico-sanitarias adecuadas.

La Guardia Civil ha investigado en Fuente Obejuna (Córdoba) al propietario de una explotación ganadera como supuesto autor de un delito contra la flora, fauna y animales domésticos, por la muerte de decenas de ocas supuestamente por falta de alimento.

 

Según ha informado este sábado la Benemérita en una nota, la detención se ha producido después de tener conocimiento, el pasado día 21 de junio y gracias a la colaboración ciudadana, de que, en una explotación ganadera de Fuente Obejuna, los animales estaban falleciendo al parecer por falta de alimentación.

 

Inmediatamente, la patrulla del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de Peñarroya-Pueblonuevo (Córdoba) se trasladó al lugar indicado, donde, tras localizar e inspeccionar la finca, pudo comprobar que se trataba de una explotación ganadera ecológica dedicada al cebado en extensivo de ocas para la producción de paté, carne y plumas.

 

En la inspección practicada en la explotación, realizada en presencia de un empleado, la patrulla del Seprona observó que en el interior de la finca se encontraban más de 140 animales muertos y otros 200 aproximadamente presentaban evidentes síntomas de desnutrición.

 

Asimismo, los agentes pudieron observar que las aves carecían de otro aporte alimenticio que no fuese el de la vegetación del terreno, y eventualmente recibían un aporte de maíz, sin agua potable, bebiendo las aves de una pequeña charca de aguas pluviales apantanadas que no reunía las condiciones higiénico-sanitarias adecuadas.

 

Ante ello, los guardias civiles del Seprona, tras identificar la propiedad de las aves y verificar que el propietario de las mismas tenía conocimiento de la "situación crítica" en la que se encontraban, informaron a los servicios veterinarios de la Oficina Comarcal Agraria, e instruyeron las pertinentes diligencias de investigación a la persona propietaria de los animales, como supuesta autora de un delito relativo a la protección de la flora, fauna y animales domésticos.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: