height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden">

Bruno Hortelano, cuarto por una centésima en la final de su regreso

El velocista español Bruno Hortelano ha sido cuarto en la final de 200 metros del Campeonato de España tras casi dos años en blanco por culpa de un accidente de tráfico.

Bruno Hortelano se ha tenido que conformar con la cuarta plaza en la final de los 200 metros del Campeonato de Europa de atletismo, un puesto que le deja con la miel en los labios después de un largo paréntiesis después del que consiguiera hace dos años y que le capapultó al estrellato total. Tras reaparecer en mayo después de 20 meses fuera de las pistas por un accidente de tráfico, Hortelano aspiraba a una gesta deportiva mítica, y aunque el resultado no empaña la catarsis total a la que se ha sometido tras el sufrimiento de las lesiones que le causó aquel suceso que le ha dejado lesiones permanentes en una mano.

 

Hortelano, plusmarquista nacional de 100, 200 y 400, ha estado en la lucha por las medallas en todo momento y sólo ha perdido el tercer puesto del podio por una centésima. Ha 'clavado' su marca del año, 20"05 (había hecho justo la centésima menos que le ha faltado para la medalla). La victoria ha sido para el actual campeón del mundo, el turco Guliyev, que ha hecho una marca notable. Hortelano tiene una nueva oportunidad de demostrar su recuperación en el 4x400, donde forma parte del equipo nacional que tiene posibilidades.

 

A sus 26 años, Hortelano ostenta los récord nacionales de 100, 200, 400 y 4x100, y su camino es además el de la superación. Hace dos años, en el Europeo de Ámsterdam, se presentó al mundo con el título continental en 200 metros y fue cuarto en los 100. Un oro que conoció en la zona de entrevistas por una periodista holandesa que le informó de la descalificación de Churandy Martina.

 

Poco después rozó otro sueño, correr al lado de Usain Bolt en los Juegos de Río, pero de lo más alto cayó a lo más duro. Un accidente de tráfico cerca estuvo de terminar con su carrera y hace poco más de dos meses volvió tras estar 20 fuera de las pistas. "He vuelto y nadie podrá pararme", con los índices señalándose la cabeza y los récords nacionales de 400 (44.69) y 200 (20.04). Los giros en la vida de Hortelano desafían ahora los 20 segundos del doble hectómetro.