Abierto el plazo para participar como caballista en los encierros de Cuéllar

Foto: Archivo

Las solicitudes podrán presentarse hasta el día 21 de agosto, según informan fuentes municipales.

El Ayuntamiento de Cuéllar (Segovia) ha abierto este lunes el plazo de inscripción para participar como caballista en los encierros de la localidad, reconocidos como los más antiguos de España y declarados de Interés Turístico Nacional.

 

Las solicitudes podrán presentarse hasta el día 21 de agosto, según informan fuentes municipales. La ficha puede descargarse en la web del Consistorio www.aytocuellar.es

 

Los interesados deben especificar qué días desean participar en el encierro y deberán acompañar junto con la solicitud sendas copias del recibo de pago actualizado del seguro de responsabilidad civil, el documento nacional de identidad y la Tarjeta de Movimiento Equino.

 

Los caballistas deberán cumplir las indicaciones publicadas por el Ayuntamiento de Cuéllar con relación a las zonas de recorrido y las de prohibido el paso excepto a los autorizados; facilitar y colaborar en el traslado de los animales según las órdenes que los directores de campo o sus colaboradores indiquen; respetar y apoyar a los caballistas de la organización identificados con un brazalete municipal, así como respetar el pinar y sus aprovechamientos forestales y no arrojar desperdicios o sobrantes de comida. Está prohibido fumar a lo largo del tramo campestre.

 

El Ayuntamiento de la villa, gestor directo de los festejos taurinos desde hace cuatro años, ha programado cinco encierros entre el 30 de agosto y el 3 de septiembre. En otras ediciones se ha superado la cifra de 400 jinetes inscritos.

 

HISTORIA

 

La primera referencia a la fiesta de los toros en Cuéllar data de 1215. Por aquel entonces la Diócesis de Segovia tenía problemas con laicos y eclesiásticos de las circunscripciones de Cuéllar, Coca, Sepúlveda y Pedraza.

 

El obispo diocesano convocó un sínodo para poner fin a los enfrentamientos, cuya sentencia, fechada en el mes de diciembre de 1215, mantiene en su artículo quinto que "ningún clérigo juegue a los dados ni asista a juegos de toros, y sea suspendido si lo hiciera".

 

El Archivo Histórico de Cuéllar conserva documentos desde 1405 que hacen referencia a festejos con toros y existe una Ordenanza del año 1499 que ya regulaba este tipo de celebraciones en la localidad segoviana.