El reto de la cuarta Copa seguida empieza contra Shermadini

Felipe Reyes y Shermadini en el Real Madrid - MoraBanc Andorra

El asalto a su cuarta Copa del Rey consecutiva, un reto inédito bajo el actual formato ACB, en una ciudad donde nunca ha conquistado el título, Vitoria, y contra un MoraBanc Andorra decidido a plantar cara con el liderazgo de Giorgi Shermadini.

 

 

FICHA TÉCNICA.


REAL MADRID: Llull, Rudy Fernández, Maciulis, Randolph y Ayón --posible cinco inicial--; Doncic, Reyes, Taylor, Carroll, Draper, Nocioni y Hunter.

MORABANC ANDORRA: Albicy, Navarro, Walker, Antetokounmpo y Shermadini --posible cinco inicial--; Burjanadze, Stevic, Jelinek, Schreiner, Maric, Colom y Schneider.
.

PABELLÓN: Fernando Buesa Arena.

HORA: 21.30/#0.

El Real Madrid iniciará este jueves (21.30 horas/#0) el asalto a su cuarta Copa del Rey consecutiva, un reto inédito bajo el actual formato ACB, en una ciudad donde nunca ha conquistado el título, Vitoria, y contra un MoraBanc Andorra decidido a plantar cara con el liderazgo de Giorgi Shermadini.

Tras dejar escapar la Supercopa Endesa, donde fue eliminado en semifinales por el FC Barcelona Lassa, el Real Madrid vuelve a jugarse un título en el Fernando Buesa Arena, curiosamente donde nunca ha logrado alzar la Copa pese a que es el equipo más laureado de la historia con 26 títulos.

La situación del equipo blanco es muy diferente respecto a aquel 'aperitivo' que siempre supone el primer título oficial de la temporada y Pablo Laso ya tiene a toda la maquinaria engrasada para encarar con garantías la hora de la verdad.

La mejor demostración son las clasificaciones y el Real Madrid lidera tanto la Euroliga como la Liga Endesa, aunque es consciente de que eso no llena las vitrinas de títulos. Sí lo haría rendir a su máximo nivel hasta el próximo domingo, ya que es unánimemente señalado como favorito para su cuarta Copa consecutiva.

Laso incluso se ha permitido hacer rotaciones, aprovechando su amplia plantilla de 14 jugadores, y Gustavo Ayón, MVP de la última Copa, llegará descansado tras ausentarse en las dos últimas jornadas ligueras, la última ante el Unicaja, equipo que logró quebrar una racha de 11 victorias consecutivas de su rival.

Aquel tropiezo fue un buen aviso de lo que le espera al líder en Vitoria, donde siete equipos suspiran por bajarle de un trono copero al que lleva subido de forma ininterrumpida desde 2014. Para redondear su candidatura ha recuperado tras sus problemas físicos a Rudy Fernández, que ostenta el récord de premios MVP en la historia del torneo (3).

LA CONEXIÓN ALBICY-SHERMADINI COMO PRINCIPAL ARGUMENTO

Otro buen aviso data de hace apenas un mes, cuando el MoraBanc Andorra le obligó a llegar a la prórroga para vencer en el WiZink Center. Aquel día, el equipo del Principado se apoyó en una actuación espectacular de Shermadini (41 de valoración) para rozar la sorpresa ante un rival que necesitó al mejor Sergio Llull.

El pívot georgiano, tercer jugador más valorado de la Liga solo por detrás de Edwin Jackson y Ante Tomic, es el claro referente en el dispositivo de Joan Peñarroya, que ya ganó la Copa con el Manresa durante su época como jugador. Aquella experiencia puede servirle de ejemplo para guiar a un Andorra cuya anterior presencia en el torneo data de 1995, cuando fue eliminado en cuartos por el Estudiantes.

Pese a que solo ha ganado una vez en sus 11 duelos oficiales al Real Madrid y aquella victoria tiene más de 20 años de antigüedad, el presente sonríe al MoraBanc, que además de Shermadini cuenta con el base internacional francés Andrew Albicy -máximo asistente de la Liga- o con el 'cañonero' David Jelinek, muy peligroso cuando tiene el día. Se lo perderá Nacho Martín, que aún estará varios meses de baja tras su paso por el quirófano.

En cualquier caso, sería una sorpresa mayúscula que lograra eliminar a un adversario talentoso y experimentado como demuestra su capitán Felipe Reyes, que afronta su decimoctava Copa consecutiva. Fue en el año 2000 y se coronó precisamente en Vitoria, pero lo hizo con la camiseta de Estudiantes. Ahora, su reto es levantar el título en el mismo escenario, pero vestido de blanco.

 

Noticias relacionadas