225 nuevas cámaras de la DGT controlarán el uso del cinturón de seguridad

Cámara DGT

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha puesto en funcionamiento este martes 11 de abril un total de 225 cámaras para controlar de modo automatizado el uso del cinturón de seguridad por parte de los conductores.
 

Estas cámaras han sido colocadas en pórticos o postes, y el 60% están ubicadas en vías convencionales, que son las que registran mayor accidentalidad y siniestralidad. El 40% restante se halla en vías de alta ocupación, según informa la institución.

 

De este modo, estos dispositivos complementan la vigilancia que a pie de carretera hacen los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, con el fin último de que ninguna persona fallezca o resulte herida por no llevar el cinturón de seguridad.

 

El objetivo de la DGT con estas cámaras es concienciar a los conductores y generalizar el uso del cinturón de seguridad entre todos los ocupantes del vehículo.

 

Por este motivo, durante esta fase de concienciación no se iniciará procedimiento sancionador hasta pasados dos meses, cuando finalice esta fase. "Hemos decidido no sancionar, sino empezar por concienciar, ya que no es intención de la DGT recaudar si no salvar vidas", ha declarado el director general de Tráfico, Gregorio Serrano.

 

Así pues, los conductores que circulen sin llevar puesto este dispositivo de seguridad y sean captados por las cámaras en estos dos primeros meses de campaña, recibirán una carta informativa, comunicándoles que circulaban sin hacer uso del cinturón, junto a la prueba gráfica de la infracción, pero no serán sancionados. Una vez finalizada esta fase de concienciación, las jefaturas de Tráfico comenzarán a tramitar las denuncias, que corresponderán a 200 euros de multa y a la retirada de tres puntos de carnet.